Tutoriales

Iniciación a los Bajos de Surfcasting

Con esta publicación, comienza una serie de varias publicaciones, en la que intentaremos en algunos casos aclarar algunas dudas y enseñar en otros casos, sobre bajos para Surfcasting; pero sobre todo, intentar dejar claro para quien se inicie, de como puede montar sus propios bajos de pesca.
Una de las grandes dudas o preguntas que se le suele plantear a quienes empiezan en esta modalidad, es como montar sus propios bajos, ya que existen tantas formas como pescadores hay, por que como dice el refrán “cada maestrillo tiene su librillo”.
Aquí intentaremos mostrar algunos modos de montar los bajos, que no quiere decir que sean los mejores o los peores, sólo son algunas de las formas de hacerlo, y luego cada uno con la experiencia y con el tiempo, irá adaptando y modificando a sus gustos o forma de pescar, hasta hacerse con los bajos que mejores resultados le den.
Los materiales similares a los utilizados en estos ejemplos, los podemos ver en las siguientes imágenes. Pero estos materiales, pueden variar sus características y tamaños o diámetros según las marcas existentes en el mercado, según el tipo de bajos que vayamos a montar, y sobre todo según vamos evolucionando y obteniendo más experiencia a la hora de montar nuestros propios bajos para nuestras salidas de pesca.


Los distintos tipos de montajes que se pueden utilizar para unir nuestras líneas de anzuelos al bajo, y que pretendemos sirvan de ejemplo, están en las imágenes siguientes, en las que podemos ver montajes que van destinados a llamar la atención de los peces por la noche y por el día.

cametas

Por la noche, podremos incluir dos microperlas fluorescentes (Imagen 1), que pueden ser la clave entre pescar o no pescar.
Por el día, con aguas claras, una nota de color puede ser vista desde mucha distancia y ser el detonante para que una pieza lejana se acerque a la distancia suficiente para detectar nuestro cebo. Una microperlas de color llamativo bloqueada con dos nudos de un nylon fluorescente (Imagen 2), es una opción rápida, sencilla y muy eficaz.
Sin embargo, en estas mismas condiciones de claridad si queremos buscar esas piezas desconfiadas, un montaje discreto puede ser la solución para capturar esa pieza que ha conseguido burlar a todos los pescadores con los que se ha cruzado.
Para esta última opción, tenemos dos posibilidades:

  • los que prefieren los Rolling (Imagen 3), se deberán usar los más pequeños que encontremos, y las microperlas tope que usemos que sean de color transparente, siendo estas bloqueadas con un nudo de inglesa con un nylon de bajo diámetro o nudo en ocho, un nudo plano muy poco voluminoso que merma muy poco la línea en cuanto a resistencia.
  • Para los que pretenden afinar al máximo en discreción, la opción mas recomendable es el empleo de microperlas doblemente perforadas de color transparente (Imagen 4), que dependiendo del fabricante el tamaño puede variar, siendo lo más habitual el que no dejen pasar más de un 0.40 mm por su interior más grande, siendo ideales para montarlas como máximo con un 0.22-0.24 mm o diámetros inferiores en el anzuelo. En este caso el nudo en ocho también es de los más aconsejados.

Uno de los tipos de bajos que vamos a ver, es el que montamos para arenales, ya que cuando nos disponemos a realizar un bajo de línea para la pesca en arenales, debemos tener en cuenta la visibilidad de nuestros aparejos para que, al mismo tiempo que hacemos invisible el nylon, y por lo tanto sean atractivos para nuestras futuras capturas.
El esquema que usaremos para montar este bajo es el siguiente:
bajo

Para empezar a montar este bajo, cortaremos un trozo de nylon del 0.40 de unos 150 a 170 cm. Esta diferencia respecto a los bajos para zonas mixtas o rocosas (de 90 a 100 cm) es debida a que de este modo tendremos menos nylon sobre las rocas y tendremos menos posibilidades de perder el bajo por enredo y enganche con ellas. A continuación, le uniremos a este un barrilete o anilla que enganchará con la línea madre del carrete. Después, insertaremos una cuenta, un barrilete y una cuenta, en este orden, por el extremo libre. Con un poco de cianocrilato (Superglue o similar) pegaremos una microperla a unos 25 cm. del barrilete superior y después la otra dejando 1 cm entre microperla y microperla. Una vez seco el cianocrilato, insertaremos y pegaremos el siguiente conjunto de microperlas y barrilete en mitad de la línea dejando 1 cm entre microperla y microperla. Por último, insertaremos y pegaremos el último conjunto a unos 25 cm del barrilete inferior, insertado antes de ser pegadas las microperlas, dejando 1 cm entre microperla y microperla.

Una vez seco el cianocrilato, procederemos a montar los anzuelos en el bajo. Los anzuelos estarán montados en el nylon del 0.24 mm al 0.28 mm, con una longitud de unos 15 a 20 cm de largo (desde el barrilete hasta el anzuelo), sobre el barrilete y las microperlas harán de tope.

Tenemos que tener presente que el anzuelo nunca puede llegar a tocar el barrilete del siguiente anzuelo porque si no se enredará durante el vuelo.

En escenarios mixtos o rocosos, a diferencia de los bajos para arenales, tenemos que hacer el montado del anzuelo «corto» para evitar que de más facilidades para engancharse en las rocas; al igual que cuando hay temporal o está el mar muy agitado. Pero al mismo tiempo, tenemos que hacerlo «largo» para que no ejerza la línea principal del bajo demasiada tensión sobre el anzuelo. Si esta ejerce demasiada tensión, las piezas la notarán al probar el cebo y lo «escupirán».

Hay que encontrar la longitud adecuada para que no de facilidades al enganche y para que la línea principal del bajo ejerza la menor tensión posible.

Tenemos varias posibilidades para hacer nuestros bajos un poco más resistentes a los enganches y no «destrozarlos» demasiado. Antes de pegar la cuenta a la línea podemos hacer un pequeño nudo con otro trozo de nylon sobre la línea y apretarlo bien. Luego, con ayuda del cianocrilato, fijamos la cuenta y el nudo a la línea, haciendo que tenga mayor superficie de acción el cianocrilato. De este modo, será un poco más difícil que las microperlas se despeguen, con el consiguiente deslizamiento del barrilete-anzuelo por todo el bajo.

Algo a prestar mucha atención, es que debemos dejar los extremos del nudo bien cortados, personalmente con un cortaúñas es como mejor queda. También, otra opción en vez de utilizar el nudo, podemos utilizar un trozo de tubo fino insertado en la línea y pegado junto con la cuenta a la línea, o también podemos utilizar un nudo tapado con el tubito. Se pueden hacer varias pruebas, y luego que cada uno elija una u otra opción, dependiendo de nuestros gustos y experiencias.

Y ya para finalizar nuestros bajos, y que nos sea más fácil cambiar el plomo dependiendo de las circunstancias de cada momento, podemos terminarlos con un enganche rápido, los cuales podemos comprarlos o hacerlos nosotros mismos si somos un poco manitas, tal y como vemos en la siguiente imagen. De esta manera, podemos echar la funda del enganche rápido hacia atrás y enganchar el plomo por el emerillón, cerrando nuevamente dicha funda y quedando el plomo listo para ser utilizado.

final bajo linea

Ya por último, un truco del cual hay tantos seguidores, como detractores, y es el uso de flotadores para nuestros cebos. Los cuales, hacen un doble trabajo, el primero es para que de esta manera no descansen en el fondo y queden más a la vista; y el segundo, el llamar la atención hacia nuestros cebos de posibles capturas.

De estos, podemos encontrar una gran variedad de los mismos en el mercado, dependiendo para el tipo de línea a utilizar, como del tamaño del cebo a levantar, así como de formas y colores; incluso existen algunos que van libres por la línea y otros que por un mecanismo que tienen para frenar y quedan en un sitio fijo. Estos últimos, los reconoceremos por que se nos presentan en una especie de mazo de alambre, el cual servirá para traspasarlos a nuestra línea. Hay que tener cuidado, ya que si no tenemos una guía (alambre, nylon, etc) dentro de ellos que nos ayude a pasarlos de una línea a otra, luego nos será imposible introducir nuestra línea, salvo que les quitemos el mecanismo que los frena, y de esta manera no harán la función de stopper en nuestra gameta.

flotadores bajos

Para colocar estos flotadores en nuestras líneas, debemos hacerlo a una distancia de nuestros anzuelos, y antes de unir dichas líneas a nuestro bajo.

Una vez montados, quedarías de la siguiente manera:

flotadores bajos2

Espero, que con estos pocos consejos, se pueda haberse ayudado a alguno a solucionar alguna de sus dudas, y en próximas publicaciones seguiremos hablando de este tema para hacer un poco mejores las salidas de pesca, y sólo nos queda desearos…

FELIZ PESCA !!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.